Escrito por Great Start para Quality Western Resource Center Cuando se trata de elegir cuidado de niños para su pequeño, hay mucho que tener en cuenta para asegurarse de que usted y su familia estén contentos con su elección. No solo necesita el centro adecuado que cuenta con un personal experimentado, sino que también se […]

Escrito por Great Start para Quality Western Resource Center

Cuando se trata de elegir cuidado de niños para su pequeño, hay mucho que tener en cuenta para asegurarse de que usted y su familia estén contentos con su elección. No solo necesita el centro adecuado que cuenta con un personal experimentado, sino que también se ajusta a su presupuesto, sino que también debe tener en cuenta factores como la distancia desde su hogar, las horas del centro de cuidado infantil y las lecciones o el plan de estudios disponible. Con todo esto, la selección de un centro de cuidado infantil puede parecer una tarea desalentadora. Afortunadamente, hay una serie de consejos para que el proceso sea mucho más rápido y fluido. Siga leyendo para conocer la mejor manera de encontrar cuidado de niños para su familia.

Consejos para seleccionar un centro de cuidado infantil

Empezar temprano. Una de las cosas más importantes a tener en cuenta al seleccionar un centro de cuidado infantil es comenzar temprano. Muchos padres primerizos subestiman la cantidad de tiempo que tomará encontrar el centro correcto, solo para descubrir que hay muchas opciones disponibles que deben considerar. La mejor manera de encontrar cuidado infantil es comenzar su búsqueda al menos unos meses antes de que necesite cuidado para su hijo. Comience el proceso investigando los diversos centros de cuidado infantil a su alrededor, pidiendo recomendaciones a amigos y familiares y contactando a aquellos que podrían ser una buena opción para averiguar si tienen vacantes y programar una visita.

 

Determina tu presupuesto. No es ningún secreto que el cuidado infantil puede ser costoso. Por esta razón, la selección de un centro de cuidado infantil a menudo depende en gran medida del presupuesto que establezca. Si bien es muy importante encontrar una opción que tenga un personal altamente calificado para cuidar a su hijo o hijos, asegúrese de encontrar también el centro adecuado que sea asequible para su familia. En algunos casos, los centros de cuidado infantil proporcionarán programas de asistencia a las familias que pueden ayudar a aliviar parte de la carga financiera mediante el uso de un cupón.

Solicitar recomendaciones. Los padres a menudo se sienten más cómodos eligiendo un centro de cuidado infantil en el que un amigo cercano o un miembro de la familia tiene a sus hijos inscritos. La mejor manera de encontrar cuidado infantil es pedir recomendaciones a las personas cercanas a usted, particularmente amigos y familiares que tienen valores, rutinas similares, y expectativas a las tuyas. Estas recomendaciones son un excelente punto de partida para ayudarlo a determinar el tipo de entorno en el que prosperará su hijo.

Identifica tus necesidades. Si bien todos los padres quieren un centro de cuidado infantil limpio y seguro para su pequeño, pueden diferir en términos de otras expectativas. Otra mejor manera importante de encontrar cuidado de niños es escribir una lista de sus necesidades y expectativas específicas. ¿A su hijo le va mejor en centros de grupos más grandes donde pueden socializar fácilmente o prosperan en entornos más pequeños e íntimos? ¿Será el centro respetuoso y flexible cuando se trata de vacaciones culturales y costumbres? ¿El centro incorpora actividad física en cada día? Al identificar lo que desea para su cuidado infantil, puede reducir más fácilmente la lista de opciones para encontrar la correcta.

Visitar. La única forma de tener una idea real de cómo es un lugar al seleccionar un centro de cuidado infantil es visitarlo. ¿Por qué deberías estar atento mientras estás allí? Tome nota de cómo interactúa el personal con los niños. Por ejemplo, debe esperar ver al personal interactuar, sostener y jugar con los niños, lo que indica un entorno mucho más receptivo. Además, asegúrese de tomar nota de cuán limpias y ordenadas están las habitaciones, si los juguetes y los libros son apropiados para su edad, cómo se manejan los conflictos entre los niños y la rutina del centro. Si bien se recomienda programar una visita formal, otro consejo para encontrar el mejor centro de cuidado infantil es pasar sin previo aviso para garantizar la coherencia.

Hacer preguntas. Cuando se trata de seleccionar un centro de cuidado infantil, nunca puede hacer demasiadas preguntas. Las preguntas que podría considerar hacer incluyen:

¿Qué capacitación y calificaciones han recibido los miembros de su personal?
¿Cuántos niños están bajo su cuidado en un momento dado?
¿Cuál es la rutina diaria típica y pueden incorporarse las otras rutinas de mi hijo?
¿Cómo se maneja la disciplina?
¿Tendré que suministrar comidas y refrigerios, o el centro proporciona esto para los niños?

Consultar referencias. Una vez que haya encontrado su mejor opción o dos, otro consejo para la mejor manera de encontrar cuidado de niños para su familia es verificar las referencias. La mayoría de los centros de cuidado infantil le proporcionarán con gusto los nombres y la información de contacto de las familias actuales que usan sus servicios, que están dispuestos a compartir sus experiencias y responder preguntas. Si bien las necesidades de cada familia difieren, hablar directamente con otros padres puede brindarle información valiosa sobre la cultura y el entorno de un centro de cuidado infantil.

Toma una decision. Cuando sienta que ha encontrado la opción correcta para su hijo y su familia, reserve un lugar para su hijo. Puede tener la tentación de visitar solo un centro de cuidado infantil más, sin embargo, siempre confíe en su instinto. Si ha encontrado un programa que se adapta a sus necesidades, es seguro, limpio y acogedor, tiene una rutina que le gusta y está dentro de su presupuesto, no tenga miedo de dar el siguiente gran paso. Además, comprenda que solo porque haya inscrito a su hijo en un centro de cuidado infantil, no necesita apegarse a esa opción si sus sentimientos comienzan a cambiar en los próximos meses.

Sea abierto y resuelva los conflictos temprano. Recuerde que después de inscribir a su hijo en un centro de cuidado infantil, habrá un período de ajuste. Al personal le tomará un poco de tiempo conocer las necesidades específicas de su pequeño y, por lo tanto, pueden cometer pequeños errores para comenzar. Si esto sucede, no ignore los problemas que surgen. En cambio, resuelva el problema temprano para evitar que ocurran problemas futuros. Cuando se acerque al personal, sea siempre respetuoso, comprensivo y amable. En la mayoría de los casos, una breve discusión es todo lo que se necesita para llegar a la misma página.

No tengas miedo de cambiar. Si el centro de cuidado infantil que ha elegido simplemente ya no se siente como el adecuado y los intentos de resolver problemas no han tenido éxito, explore otras opciones. Nunca está atado a un centro de cuidado infantil y recuerde que tiene la última palabra sobre cómo se cuida a su hijo.

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked (required)